Características de los suplementos luteína y zeaxantina

El organismo del ser humano requiere diariamente cierta cantidad de elementos para realizar sus funciones sin inconvenientes. Asimismo, son necesarios para la conservación de un estado saludable de los diversos órganos. Tal es el caso de la luteína y la zeaxantina, las cuales son sustancias concentradas en la mácula de la retina. Se encargan de proteger los ojos contra diferentes agentes dañinos, tanto internos como externos.

Estas son carotenoides que contienen átomos de oxígeno, que están en las plantas, el huevo, frutas y el maíz. Por lo que, la ración diaria adecuada para el cuerpo puede ser administrada a través de la alimentación. No obstante, los suplementos luteína y zeaxantina representan igualmente una excelente alternativa. Aprendamos más sobre ellos con este post.

 

¿Qué son la luteína y la zeaxantina?

Son pigmentos amarillos, que están concentrados en el centro de la retina o mácula y permite la visión aguda. La distribución estas sustancias en los ojos indica  que desempeñan funciones variadas. De tal manera, la zeaxantina es el que más se encuentra en el eje de la mácula; mientras que la luteína impera más bien que todo en los bordes externos de la misma.

No obstante, ambas tienen como objetivo prevenir el desarrollo de radicales libres y moléculas oxidativas. Debido a que estas son las causan daños en las membranas celulares de tejidos oculares. Generalmente, estos compuestos se hallan en los siguientes alimentos:

  • Espinacas.
  • Brócoli.
  • Coles de Bruselas.
  • Guisantes.
  • Huevos.
  • Repollo.
  • Pimiento rojo.
  • Lechuga.
  • Zanahoria.
  • Frijoles.
  • Maíz.
  • Nabo.

En vista de ello, para aumentar los niveles de luteína y zeaxantina, solo es necesario incluir en la dieta porciones de los alimentos mencionados. No obstante, es posible encontrarlos como suplementos dietéticos. Los cuales podrían ser de utilidad en personas que padezcan deficiencia pancreática o intestinal, falta de vesícula biliar o enfermedades hepáticas, alcoholismo o tabaquismo.

 

Suplementos luteína y zeaxantina

Estos suplementos luteína y zeaxantina brindan una alta concentración de las mismas. Por lo que es mayor de la que se ingiere por medio de las comidas. Los beneficios son muy amplios, sobre todo cuando se ingieren en cápsulas, como los suplementos antioxidantes. Entre ellos se pueden mencionar:

  • Bloqueo de un porcentaje del desgaste visual.
  • Protección contra patologías, tales como cataratas o derrames oculares, los cuales son frecuentes en ancianos.

 

Finalmente, tomar suplementos luteína y zeaxantina o no y que estos sean efectivos, dependerá en gran parte de la dieta que se lleve previamente. Debido a que fácilmente se pueden obtener a través de los alimentos.

[ads_post_related]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

[ads_post_bottom]